martes, 6 de julio de 2010

Tácticas: Las Unidades Suicidas

Bueno, aunque no sea muy bueno con las estrategias(aunque me creía bueno hasta que jugué contra jugadores de verdad), quiero expresar mis experiencias con tácticas que de alguna u otra manera siempre me han servido.

La primera, la de las unidades suicidas. Creo poder afirmar que hay mucha gente que tiene en su ejército unidades suicidas, es decir, unidades sacrificables. Una muy típica es la del Principe Demonio. Sabes que va a morir de los primeros, pero te es útil.

Y ahora descubramos dicha utilidad y como clasificar o considerar una unidad sacrificable.

Mucha gente simplemente considera que una unidad ha sido bien sacrificada cuando ha matado la cantidad de puntos que tiene, o más, antes de desaparecer. Eso no es del todo cierto, porque no es seguro, por lo tanto no es una táctica. Puedes tener una mala tirada de dados y no puedes soltarla con la duda de si hará algo o no.

Por eso creo que hay que añadir un segundo factor a la "sacrificabilidad"(toma palabro) de las unidades, y es la reacción que pueda tener el modo en que las uses en tu oponente.

Si lanzas a una unidad de necrones a una escuadra de asalto, por mucho que logre matar, ni va a rentar ni va a provocar la más mínima preocupación en tu adversario.

Para ilustrar esto os voy a poner el ejemplo de lo que hago yo.
A 1500 juego con una unidad de 5 veteranos de la guardia con 3 combifusiones en cápsula, y con un Dread de Hierro en cápsula también.
Estas dos bajan en el primer turno detrás(o delante, según el despliegue, la misión, etc) de los tanques, o cerca de las unidades tochas. En ese mismo turno dispararán, pudiendo causar una destrucción bastante grande(como hicieron la última vez destruyendo un Land Speeder y un Land Raider) o no. Pero en caso de no hacerlo, entra el factor 2, la reacción. Los veteranos pueden ser fáciles de matar(a disparos) pero ya es una unidad que alejas del grueso de tu ejército, el Dread es más jodido, pudiendo sobrevivir un par de turnos, en los que o el enemigo sigue centrando sus disparos en él, o sigue causando destrucción.

Con esto terminamos teniendo una unidad (por ejemplo sigamos con este Dreadnought de Hierro) que costando 170 puntos(incluyendo la cápsula), puede matar más de 250 y aunque solo sobreviviese el turno en el que sale, ya me ayudaría a ganar a lo mejor unos 30 centimetros de terreno más con mi Land Raider.

Bueno, y por aquí todo. Tengo que irme a frikear, pero a lo mejor hago una segunda parte con otros ejemplos. Mientras, podéis ver el desarrollo de este ejemplo en el segundo videoinforme de batalla de los jueces negros, unas entradas más atrás.